Leche de almendras

¡Hola a [email protected]! ¿Muchos intolerantes a la lactosa por aquí? La intolerancia a la lactosa es una característica que afecta al sistema digestivo de ciertas personas, que a partir de cierta edad pierden la capacidad de digerir la lactosa, el azúcar presente en la leche, que tenemos todos al nacer. Yo no soy intolerante pero sin ella las digestiones son más fáciles, así que si te sientes [email protected] cuando tomas leche, quizás debas plantearte cambiar tus hábitos  Esta leche de almendra que os traigo hoy resulta una alternativa ideal de lácteo vegetal para los intolerantes a la lactosa y se prepara con gran facilidad en nuestro Thermomix. Sin él podéis hacerlo con una picadora/batedora, siempre que se haga bien la mezcla y lo filtres como es debido.

¿Sabíais que la intolerancia a la lactosa afecta a entre un 15 y un 20% de personas? Y sin tener en cuenta los no diagnosticados. La razón es que los síntomas no suelen ser muy agudos, por lo que hay personas que viven toda su vida con molestias digestivas leves sin plantearse nunca cuál puede ser el problema. Espero que os sea de ayuda la receta y cualquier duda…dejad un comentario ;)

Ingredientes:

  • 250 gr. de almendras crudas y peladas
  • 1000 gr. de agua mineral

Preparación: 

  1. Pon en el vaso del Thermomix las almendras y el agua. Programa 1 minuto a velocidad 10 para que la almendra se triture perfectamente y libere todos sus componentes.
  2. Deja reposar la mezcla 1hora dentro del vaso. Al cabo de ese tiempo, cuela la mezcla por un colador fino para quitar todo el residuo de almendra que sea posible. Si prefieres no encontrar ningún granillo de almendra, puedes incluso usar una gasa para colar la leche, o un filtro para café…
  3. Ponlo en un envase de cristal, tápalo y reserva en el frigorífico. Te puede durar un 4 o 5 días máximo.

Filtrado de la leche vegetal

Consejos: 

Esta leche de almendra está deliciosa y es una estupenda alternativa a las leches de cereales, como la de avena, que están disponibles comercialmente. Además, se puede elaborar perfectamente con cualquier otro fruto seco distinto, siempre que sea posible obtenerlo pelado. Se obtiene una leche especialmente sabrosa con anacardos, por ejemplo, aunque quizá no sea la más conveniente económicamente hablando.

Las leches de frutos secos se oxidan y enrancian al igual que el fruto seco del que proceden, por ello es necesario conservarlas refrigeradas y consumirlas en cuatro o cinco días a lo sumo.

Tienes que tener en cuenta que esta leche de almendra es mucho más nutritiva que la leche de vaca, por lo que llena más. Esta leche también sirve para sustituir a la leche de vaca en la preparación de pasteles, dulces…

 

Fte. Blogosfera Thermomix / Fotos. Wishfulchef y Lovelymorning.com

Compartir en: Share on FacebookPin on PinterestTweet about this on TwitterShare on TumblrEmail this to someone